Los nuevos Ingenieros españoles

Anoche tuve el privilegio de cenar en Redmond (cerca de Seattle, en los USA) con tres personas brillantes, tres ingenieros en ciernes, que pronto obtendrán su título (dos en informática y uno en arquitectura).

Es una delicia ver a tres personas jóvenes, no pasan de los 22, con ganas de comerse el mundo, y con desprecio total a las trabas que para otros son insalvables (distancia, idioma, relaciones laborales inusuales). Dos de ellos vienen de la Comunidad Valenciana a trabajar en Microsoft durante unos meses, y estoy seguro de que su presencia se hará notar en esta mega-corporación, de un modo u otro.

Están escribiendo un blog en El País, http://blogs.elpais.com/un_verano_en_microsoft/, para documentar su experiencia por esas tierras.

Ingenieros como estos serán los que muy pronto llevarán las riendas tecnológicas de nuestro país, relevando exitosamente a la generación de los que aprendimos informática a matacaballo, como un accesorio más de otros estudios, y mediante largas y dolorosas, aunque excitantes, sesiones de auto-aprendizaje.

En nuestra empresa tenemos la suerte de contar con unos pocos ingenieros jóvenes también, muy pocos y muy selectos, pero con una capacidad de evolución personal y profesional admirable. Estos jóvenes muestran el mismo brillo en la mirada que los otros mentores de la empresa, más experimentados que ellos, que les ayudan en su camino hacia la excelencia tecnológica y profesional.

Estos son los profesionales que podrán cambiar para siempre, no solamente la posición de la informática en las empresas, sino incluso las relaciones laborales dentro de las empresas en las que trabajen. Esto es como la esclavitud, si siempre has sido esclavo, quizá no pienses que la libertad sea tan importante, pero si alguna vez saboreas la libertad, aunque solo sea por un corto espacio de tiempo, nunca más aceptarás la esclavitud como una forma de vida aceptable. Ahora que estos jóvenes están probando lo que es trabajar en un entorno basado en la confianza y en el respeto profesional por las personas, nunca aceptarán otro tipo de relación.

Esta nueva generación tiene ideas brillantes, aunque quizá no sean conscientes de ello aún, y capacidad de aprendizaje para llevarlas a cabo algún día. Es nuestra responsabilidad el rodearles del entorno adecuado para permitirles lograr sus objetivos, con lo que lograrán traer un mundo mejor para toda nuestra sociedad.

¿Que estoy exagerando? ¿Que los cambios de unos pocos no pueden cambiar la sociedad? Las sociedades solo cambian persona a persona, no hay otro modo. Y tengo la suerte de estar rodeado en nuestra empresa por personas que trabajan activamente para lograr este cambio.

Tengo la sensación de que ayer cené con algunos de estos motores del cambio futuro.

¡Me encanta!

 

Print this entry

Fernando G. Guerrero

Fernando G. Guerrero

President of SolidQ, Non-Executive Director, Digital & Data Strategist, crazy about technology, NBA, movies and music of all kinds. Tom Peters' fan since 1982


Tags assigned to this article:
emprendedoresingenieros

Related Articles

No cruces en rojo, que hay niños mirando

Como ya he comentado en alguna ocasión, viví durante cuatro años en Inglaterra, en una preciosa ciudad de los Cotswolds,

Qué pena que nuestros padres y nuestras autoridades no dieran suficiente importancia a las marías

Vaya por delante que no soy un experto en educación en absoluto. He desempeñado labores de formador durante muchos años,

Yo aprendí inglés en Indonesia a los 32

Hace un par de días, Carmen Torralvo, conocida y apreciada consultora de Recursos Humanos, comentó en un curso de Comunicación

No comments

Write a comment
No Comments Yet! You can be first to comment this post!

Only registered users can comment.